Cinco factores que tienen asfixiada a la economía venezolana

COMPARTE ESTA NOTICIA EN:

La economía de Venezuela está al borde del abismo, con una inflación de 68,5 por ciento el año pasado, una de las tasas más altas del planeta, por la depreciación de su moneda local, el bolívar.

Hay escasez de insumos básicos y la represión a los opositores políticos crece.

Los problemas se expanden a las empresas extranjeras que operan en el país: McDonald’sse quedó sin papas en enero y Telefónica advirtió la semana pasada que la devaluación de 69% tras la introducción de un nuevo tipo de cambio reducirá en US$455 millones de sus ganancias.

Son cinco los principales factores que tienen a la economía en crisis.

1. Inestabilidad política: el autoritarismo del gobierno de Nicolás Maduro crece cada día. La semana pasada las autoridades arrestaron al alcalde opositor de Caracas, Antonio Ledezma, acusándolo de complotar un golpe de Estado. Ledezma se une así a Leopoldo López, el líder de la oposición, que cumplió un año encarcelado.

2. Crisis alimentaria: los venezolanos deben hacer filas y esperan horas para comprar alimentos básicos como leche, azúcar y harina. Según Brookings Institution, citado por CNN Money, estos productos representan un 70% de los bienes de consumo de los venezolanos. El gobierno ya no tiene dinero para importar, y esto ha significado que también escaseen insumos como papel higiénico y pañales.

El gobierno, sin embargo, culpa a los empresarios. Este mes, la administración expropió la cadena de supermercados Día Día, acusando a su dueño, Vicente Aguerrevere, de acaparar alimentos para dañar a la economía.

3. Caída en precios del petróleo: el barril de petróleo ha perdido cerca de la mitad de su valor en los últimos seis meses, lo que significa que Venezuela está recibiendo la mitad de sus ingresos por exportaciones.

Venezuela tiene las mayores reservas petroleras del mundo, pero no supo ahorrar cuando el barril estaba en US$120.

La negativa de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (Opep) de recortar la producción de forma coordinada para presionar al alza los precios llevó a Maduro a realizar una gira por China, Rusia y otros miembros de la Opep para conseguir financiamiento.

Beijing ofreció préstamos, pero a cambio, Caracas le entrega petróleo prácticamente gratis.

4. Moneda sin valor: la divisa venezolana está perdiendo valor más rápido que ninguna otra en el mundo. Hace un año, para comprar un dólar se necesitaban 88 bolívares; hoy se requieren 190, según dolartoday.com, un sitio web que monitorea el tipo de cambio en el mercado negro.

Actualmente el país tiene cuatro tipos de cambio: dos que el gobierno usa para pagar sus importaciones; la no oficial (que se transa en el mercado negro); y el que Maduro introdujo la semana pasada, que permite a los venezolanos comprar dólares legalmente por primera vez en más de una década, aunque con un límite de US$2.000 al mes.

5. Amenaza de default: el país debe realizar pagos por US$11.000 millones este año. Expertos anticipan que el país caerá en impago en octubre, cuando debe afrontar vencimientos por US$5.000 millones.