Municipio de Viña del Mar da marcha atrás y no arrendará el Sausalito para partido benéfico entre La Roja Sub 23 y Santiago Wanderers

COMPARTE ESTA NOTICIA EN:

 

Ambos equipos iban a jugar un amistoso que iría en ayuda de familias afectadas por el incendio, pero el municipio informó que el reducto no estará disponible porque será preparado para el concierto de los Backstreet Boys.

 

Una polémica se generó en Viña del Mar en torno al uso del estadio Sausalito. La selección chilena sub 23 y Santiago Wanderers tenían programado un partido en aquel reducto, sin embargo, al final no podrán ocupar la cancha debido al concierto de los Backstreet Boys.

Según información de El Mercurio de Valparaíso, en un principio la municipalidad viñamarina autorizó el arriendo del recinto deportivo para el duelo entre La Roja Sub 23 y los “caturros”, encuentro que será de carácter benéfico, ya que lo recaudado irá en ayuda de las familias afectadas por el incendio ocurrido en diciembre pasado.

No obstante, los planes cambiaron. Natalia Brauchy, directora de Dideco del municipio, informó a la ANFP que aquel compromiso no se podrá realizar en el Sausalito por “motivos técnicos” vinculados al show que presentará la famosa banda estadounidense. 

El partido amistoso está fijado para el próximo miércoles 25 de enero y siete días después será el concierto de los Backstreet Boys, el miércoles 1 de febrero. 

“Presiones para que Wanderers no ocupe el estadio”

Al respecto, el concejal de la Ciudad Jardín, Pablo González, conversó con el diario citado y acusó que “hay una carga además, porque es Santiago Wanderers el que llega a Sausalito y sabemos que existen presiones para que este equipo no ocupe el estadio”. 

“No cumplir la palabra empeñada obviamente afecta la credibilidad y seriedad de la actual administración municipal respecto de importantes instituciones deportivas de la región y el país”, concluyó por su parte el concejal viñamarino René Lues.