Hermano de niño asesinado en Molina habría sido obligado a participar del homicidio

COMPARTE ESTA NOTICIA EN:

La versión del niño de once años indica que su madrastra lo amenazó para que la ayudara a trasladar el cuerpo de la casa.

A pesar de que la formalización de Vanessa Pamela Trigari Torrejón quedó para el sábado a las 10.00 horas, la investigación de la muerte de Ángel Vásquez de tan sólo cuatro años no termina.

En el día de ayer se encontró el cuerpo del niño en Molina, envuelto en bolsas de nylon, entre un árbol y un canal.

Su madrastra, Vanessa Trigari declaró ante la policía que ella fue la que trasladó el cuerpo hasta ese lugar, sin admitir la autoría en el hecho.

Sin embargo, la declaración que entregó más antecedentes incriminatorios, fue la de su hijastro (11) y hermano de Ángel, quien reveló que la mujer lo amenazó  y lo obligó a ayudarle en el traslado del cuerpo.

La mujer tiene una condena del año 2007 por microtráfico, sin embargo, hay antecedentes de agresión al menor, de acuerdo a su madre biológica y al jardín al que asistía el niño.

En tanto, otro de los antecedentes que permanecen en carpeta y que se espera ratifique la autopsia que se le realizará hoy al cuerpo, es la fecha de muerte.

De acuerdo a pericias preliminares, el niño fue asesinado días antes del lunes, fecha en la que supuestamente había desaparecido, por lo que se cree que el cadáver estuvo en la casa escondido y cuando el padre del menor se aprontaba a llegar al hogar desde el norte, la mujer habría tomado la decisión de deshacerse de él.