Lanzan campaña contra el femicidio y la violencia de género

COMPARTE ESTA NOTICIA EN:

El ministerio de la Mujer ha considerado medidas específicas para reforzar la atención, protección y reparación integral de las mujeres que viven violencia, como aumentar las Casas de Acogida y aumentar los Centros de la Mujer en las comunas que más lo necesitan.

 

En el marco del trabajo que realizan el Ministerio de la Mujer y la Equidad de Género y el Sernam para prevenir y combatir la violencia contra las mujeres, se lanzó este miércoles la campaña “El doble discurso también es violencia”.

La campaña también está acompañada por el llamado a “No más violencia contra las mujeres, por un Chile Sin Femicidios”.

Según el ministerio, el desafío de erradicar la violencia contra las mujeres responde a una transformación cultural integral, que implica que las mujeres no vivan ningún tipo de discriminación en el espacio doméstico, laboral o público, ya que la violencia en el contexto de pareja sigue quitándoles la vida a las mujeres año a año, día a día.

Es por lo anterior que el ministerio ha considerado medidas específicas para reforzar la atención, protección y reparación integral de las mujeres que viven violencia, como aumentar las Casas de Acogida y aumentar los Centros de la Mujeren las comunas que más lo necesitan.

Esta labor se complementa con la línea de prevención de violencia contra las mujeres, que considera la formación y sensibilización de agentes comunitarios y también de funcionarios públicos de instituciones que atienden a las mujeres, como las policías, los centros de salud pública y el sistema judicial.

Los hombres que agreden a las mujeres, destacó el ministerio, están insertos en la sociedad, se desempeñan en trabajos diversos -como cualquier persona-, y tienen relaciones sociales y familiares como todos. Sin embargo, establecen relaciones de pareja basadas en el control y la violencia.

Al respecto, la ministra Claudia Pascual explicó que “esta es una campaña distinta a la de años anteriores, porque describe otras formas de violencia contra las mujeres que quizás están menos visibilizadas, o se habla menos de ellas, como la violencia simbólica, la económica y la sexual; además de la violencia física que sigue siendo la expresión más brutal del machismo”.

 

ATON