Pequeños de Nantoco disfrutaron con Especial Navidad hospitalaria

COMPARTE ESTA NOTICIA EN:

Una emotiva y especial jornada navideña vivieron las niñas y niños del jardín infantil Nantoquitos del Valle. Por tercer año consecutivo, los funcionarios del Hospital de Copiapó prepararon una hermosa fiesta de alegría y diversión que permitió compartir esta fecha especial.

Fueron más de veinte pequeños que junto a las educadoras del recinto educacional recibieron toda la alegría y diversión que regalaron los funcionarios del recinto asistencial. Felicidad que reflejó la directora del jardín Nantoquitos del Valle, Milka Burgos, tras indicar que “fue maravilloso, muy lindo el desayuno,  los regalos, el viejito pascuero, el show espectacular y ellos son los únicos que están comprometidos con nosotros todos los años. Entonces, somos el hospital y nosotros,  esto es algo que nunca falta, entonces, obviamente agradecemos de corazón por todo lo que hacen por los niños, por la tías, por venir a alegrarle el día a ellos porque esta posibilidad no la van a tener en ninguna otra parte”, indicó.

Esta hermosa fiesta navideña no sólo conto con la solidaridad de los funcionarios hospitalarios, sino también, con las sonrisas y juegos de los jóvenes de  Ja Ja Ja producciones, quienes por segundo año consecutivo decidieron sumarse a esta actividad. Un gran apoyo que resaltó el director (s) del Hospital de Copiapó, Eduardo Olave, luego de explicar que “esta fiesta es muy importante porque permite entregar alegría a los pequeños y sus familias. Además, para nosotros cobra mucha conmoción porque se realiza sólo con corazones solidarios que desean

regalarles estos momentos de felicidad a estos pequeños que lo esperan y disfrutan mucho. Así que agradecemos a todos quienes nos ayudaron”, detalló la autoridad.

La navidad hospitalaria también contó con la presencia de la directiva del consejo consultivo del recinto asistencial, quienes pudieron ver la coronación de esta jornada navideña que culminó con la tradicional llegada del viejito pascuero que encantó y deslumbró a los pequeños del jardín infantil Nantoquitos del Valle.